¿Soy una adicta a las cirugías plásticas?

“No recuerdo como era antes de las cirugías. No recuerdo mi cara antes del cocktail de tratamientos cosmeticos que me han cambiado para siempre. Antes de los rellenos, los laser, el botox y las inyecciones. Nunca me gustó hacerme fotos, así que no hay evidencias que me hagan recordar como era, pero estoy segura que no me parezco en nada a mí misma.

Es difícil resistir este tipo de ofertas. Un pequeño estiramiento aquí, uno más allá…y de repente te miras en el espejo y todo parece haber cambiado de nuevo y la armonía de tu cara se ha alterado. ¿que hacer? ..otro estiramiento claro. Cuanto más haces más sientes que debes hacer más. Es un proceso adictivo.

Estos procesos requieren compromiso. Toman tiempo, energía y lo que los médicos llaman “mantenimiento proactivo”, también significa que se debe saber CUANDO PARAR. Pero ¿cómo reconocer cuando suficiente es suficiente?

Paginas como:  awfulplasticsurgery.com pueden ayudarte a darte cuenta de que “demasiado” es algo muy personal.

Pienso seriamente en estas cuestiones de  la estética pero no lo suficiente como para parar de pensar en lo próximo que me haré. Estoy en la treintena; desde que me saqué la grasa de debajo de mi barbilla a través de una liposucción -por lejos lo peor que he hecho en nombre de la belleza, la mitad inferior de mi cara me parecía estar mal. A pesar de que tengo claro que una mujer es más que la suma de sus partes externas y que debo aceptarme a mi misma como soy, estoy insastifecha.

Mi barbilla está bien  ahora. Entonces, es claro que algo no lo está: creo que pueden ser mis labios.

Ya me he arreglado antes los labios: me he puesto inyecciones de Restylane que me resultaron caras, dolorosas y me dejaron llena de cardenales. pero me gustó.  Desaparecieron unos meses después. Entonces volví y me coloqué Perlane que se supone dura más. Me costó 500 L y me duró cuatro meses. Y volví al Restylane.

Esta vez, pensé tendré los labios que quiero. Sin darme cuenta crucé la línea entre ser seductora y la pornografía. Tenía unos labios propios de la industria del cine para adultos. Un amigo me dijo: “no creo que debas hacerte nada más”. Pero nunca paré, buscaba “mejores labios”.

Por eso cuando escuché hablar de tratamientos permanentes, seguros y sin dolor pedí una consulta.

¿Que hace a Permantlip diferente? Disponible en UK desde el 2007, es el equivalente de los implantes mamarios…. pero para labios: una protesis de silicona que no se inyecta sino que se inserta. El tratamiento se hace en 15 minutos, la peor parte es la anestesia local. Solo me coloqué un implante superior.

Estuve con moretones por más diez días, tres semanas para que desapareciera la hinchazón y un mes hasta poder volver a silbar. Una bufanda se transformó en parte de mi vestuario diario…por lo menos era de cashmere.

No pasó mucho hasta que me acostumbré a mis nuevos labios. No puedo decir lo mismo de los demás; puede que se deba a que los procedimientos anteriores de una manera real o no parecían resolver algún problema, pero un implante labial cruzaba los límites de cualquier justificación.

Pero que significa “normal”? Mi amigo Tom me dijo que ahora mis labios parecen provocativos. Eso es bueno, hay algo sexual en una boca voluptuosa, pero mi novio está evasivo y reservado sobre el tema…es lo más que puede hacer.

La verdad es que si alguien no familiarizado con mi cara me mira no se daría cuenta de que me he hecho algo. Eso es lo que más me gusta!”…..

Fuente: Revista ELLE UK.com . July 2009.

____________________________________________________

No podemos negar que la imagen es importante, usamos un rostro y un cuerpo para relacionarnos y por lo tanto no podemos negar la importancia de sentirse seguro y satisfecho con la propia apariencia física.

Los cambios en la piel por envejecimiento, los problemas capilares, la celulitis, ayudan en las personas predispuestas,  al desarrollo de ansiedad,  sensación de rechazo social, baja autoestima, etc.

Y tampoco podemos negar que estas alteraciones pueden disminuir la percepción de calidad de vida.

Pero no es menos cierto que en los S XX y XXI se han desarrollado concepciones de belleza que compromenten la integridad de  la persona.

La apariencia física y la salud mental se correlacionan desde leves casos de malestar psicológico a psicopatología franca.

Lo que se acepta es que el descontento con la imágen física se relaciona con:

  1. Baja autoestima: Entre el 25% y el 40% de la autoestima se centra en  la imágen corporal
  2. Problemas  en la relaciones: tener una imagen negativa reduce el intercambio social, generando circulos de evitación de los contactos
  3. Problemas en las relaciones sexuales: rechazo a la propia desnudez que sugiere mayor interés en auto evaluarse que en disfrutar
  4. Depresiones que alimentan la autocrítica
  5. Desordenes alimentarios que degeneran en anorexia o bulimia
  6. Abuso de la cirugía plastica en la búsqueda del cuerpo “ideal” (dismorfofobia)

Los problemas más habituales anteriores a un abuso de las cirugías se presentan en casos de:

  • obesidad: la sociedad estigmatiza a los obesos generando aislamiento y la adherencia a una imágen “ideal” 
  • acné: sobre todo las formas extensas faciales y noduloquísticas comprometen el equilibrio psíquico. El 50% de los adolescentes sufre ansiedad por este problema y el 10% tiene secuelas crónicas aunque el acne desaparezca, el abuso aparece como continuidad de una imágen interna que no se modifica
  • anorexia/bulimia: la autoestima depende del peso o silueta, se trata de personalidades autoexigentes y con fuerte necesidad de aprobación
  • trastorno dismorfico: se miran constantemente en los espejos retrovisores y los cristales y espejos, pueden ser litigantes, exigentes y narcisistas
  • alopecía areata: genera alteraciones en el 77% de los casos

Estos problemas pueden llevar a abusos en el recurso de la cirugía plástica como forma de  mejorar  la autoestima o abusos en dietas o actividad física (adictos al gym), en todo caso el factor siempre presente es la reiteración compulsiva de la “solución” intentada más allá de los resultados obtenidos lo que origina un círculo vicioso cada vez más difícil de romper.

El 33, 9% de las mujeres que consultan a un cirujano plástico presentan alteraciones en su imagen personal que no se  corresponden con la realidad.

Las personas con trastornos dismorfico presentan quejas inconsistentes sobre su aspecto físico que pueden originar quejas legales; estos pacientes siempren están insastifechos con los resultados de implantes, cirugías, transplantes de pelo.

CONCLUSIONES:

  1. La imagen corporal influye en la propia autoestima
  2. La imágen corporal se construye y por lo tanto se puede cambiar
  3. Los medios de comunicación y los patrones culturales ejercen presión sobre la imagen corporal
  4. Es prioritario evaluar el estado psicológico de los candidatos a cirugía plástica : expectativas sobre el tratamiento, miedos, ansiedades, redes sociales, niveles de ansiedad y depresión
  5. Los pacientes con una percepción alterada de su cuerpo no deben ser sometidos a tratamientos estéticos sin una valoración psicológica 
  6. El médico especialista debería tener en cuenta los elementos señalados
  7. Una persona que percibe que está siempre insatisfecha de su cuerpo, que no consolida hábitos saludables y que no  sabe como mejorar su autoestima a partir de la imagen corporal debería evaluar la posibilidad de entender que se trata de una consecuencia de otros problemas y no de una causa en sí misma.

Bibliografía:

Herrero Zerpa, R y Rondón. R : Medicina Estética y psiquiatría: International Journal of Cosmetic Medicine & SUrgery. Vol VI, Nº 2, 2004

http://www.realself.com/blog/permanent-maekup-lips

http://www.restylane.com/

http://www.realself.com/Perlane/reviews

http://www.awfulplasticsurgery.com/

Anuncios

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s