El golpeador:¿es posible ayudarlo?

El hombre violento suele pedir ayuda en momentos culminantes de una crisis de violencia cuando su mujer amenaza con dejarlo o cuando ha sido denunciado. En este caso, si es el tribunal el que impone el tratamiento psicológico el pronóstico no suele ser bueno.

La enorme ambivalencia con la que los hombres violentos encaran la terapia tiene tres causas:

1) el temor a quedarse solos sin la persona a la que han maltratado por años

2) el temor a exponer sus problemas delante de desconocidos(especialmente si son hombres)

3) la idea de que puede surgir algo  que no puedan manejar

La ambivalencia también acompaña a la mujer. Casi siempre ésta ha sido maltratada con anterioridad. Podría haberse marchado antes, esta vez se ha ido pero ¿por cuanto tiempo?; quizás vuelva si él se compromete a tratarse o si los tribunales lo obligan.

Pero las cosas no funcionan así. Cuando la terapia es impuesta por un juez a menudo es un fracaso seguro. Si la conciencia de enfermedad no se activa para generar una alianza terapeutica de la parte “sana” con la terapia y el terapeuta las posibilidades de exito son mínimas. Por eso es muy importante un correcto diagnóstico psicológico de la personalidad de base.

La mayoría de los hombres enviados a tratamiento por los tribunales son “adictos” a la violencia que les sirve para canalizar su ira y su depresión, para reducir la tensión o resolver conflictos, tienen distintos perfiles de personalidad y llegan a la terapia sin tener claro si hay otras alternativas. A menudo ni siquiera son capaces de reconocer su rol en la pareja o en la relación con sus hijos o sus padres ni de tomar en serio sus problemas.

El psicólogo James Prochaska propone diversas etapas con alternancia de avances y retrocesos en la instalación de un hábito que pueden servir en forma descriptiva para prevenir “recaídas”:

1º) Precontemplación: el golpeador no termina de aceptar que tiene un problema aunque otros procuren hacérselo entender. Seguramente ser arrestado y condenado es una luz roja pero aún no está convencido de que sea “su” problema

2º) Contemplación: reconocimiento de  que hay un problema

3º) Preparación : búsqueda de ayuda “consciente” y no obligada

4º) Acción: inicio de un tratamiento

5º)Terminación:  la vigilacia constante deja de ser necesaria y el  círculo de violencia se ha roto

Pero el camino no es fácil. Casi nadie pasa de la pre-contemplación a la terminación en el primer intento. Los hombres violentos sufren recaídas con frecuencia, sobre todo en las etapas iniciales. No deben permitir que las recaídas disminuyan su motivación para el cambio. Y la pareja de alguien que se  encuentra en tratamiento debe comprender que una terapia breve de grupo de seis semanas   no es mágica y que a menudo es solo un útil primer paso.

El camino que conduce al cambio debe incluír modos alternativos de reducir tensión, una compresión de los por qué junto a los cómo cambiar.

Es muy dificil predecir éxitos o fracasos terapéuticos con hombres violentos. Los que suelen obtener mejores resultados son los que tratan de cambiar en forma global y no solo en la cuestión de su violencia.

Si se trata de una personalidad borderline hablamos de un Yo dañado y suelen no comprender por qué actúan así, el nivel de alienación es máximo, son incapaces de afligirse o lamentarse por la falta de sentimientos amorosos. Estos hombres viven a veces en una cultura del deporte excesivo o el consumo de alcohol o estimulantes en la cual el otro es inexistente, su desafío es ni más ni menos que aprender a preocuparse por otro tal como lo hacen consigo mismos.

Pero en otros casos, con otras personalidades de base es posible recibir y aceptar ayuda.

Solo se trata de intentarlo y en este caso el rol de la mujer no es menor pero ella debe recordar que no se trata de  ser la terapeuta de su pareja sino de entender que algunos hombres nunca dejan de ser violentos, otros cambian de manera sorprendente y la mayoría reincide durante el proceso de cambio.

Bibliografía:

Prochaska, J. O:, Di Clemente, C y Norcross, CC (1992) : “In search of how people change: applications to addictive behaviors”, American Psychologist, 47 (9), 1102-1114

Dutton, DG : “El golpeador : un perfil psicológico”. Ed paidós. 2001.-

Anuncios

6 pensamientos en “El golpeador:¿es posible ayudarlo?

  1. yo soy un hombre que nunca habia caido en violencia hasta que termine con mi pareja y lo golpie y lo saque de mi casa cuando detecte una mentira, ahora mi pareja me ha dejado y vivo constantemente en una presion constante, angustia y ansiedad por volver con el. sin embargo el no quiere… nunca fui violento siempre fui muy depresivo y ansioso.. tuve un intento de suicidio hace tiempo.. en estos momentos estoy en tratamiento psicologico y con sesiones con una terapeuta pero siento que nada me esta ayudando… es el primer post que me agrada por favor ayudenme constantemente presiono a mi pareja para voler aunque este no quiera. recomiendenme coisas que hacer medicamentos porque yo solo no puedo.

  2. Hola:
    Lo primero es detenerte a pensar que si te golpea, la primera que necesita ayuda eres tú. Busca ayuda en tu lugar, si hay alguna linea telefónica de prevención del maltrato utilízala, piensa en que tu hija tiene derecho a vivir con tranquilidad y tu también. Puede que tu cambio de actitud haga que acepte que tiene un problema pero primero debes tomar decisiones importantes y mantenerlas en el tiempo, aunque el asegure que nunca más va a pasar. Suerte

  3. Hola nesecito ayuda y no se donde acudir ayer discutí con mi mujer y en un momento forcejeamos se cayó al piso y se golpeó la rodilla , siento una culpa muy grande , no quiero verla mal quiero verla feliz , estoy muy triste porque leí el perfil de un hombre violento y creo que coincide con el mio .

    • Hola Javier:
      Por lo que parece, es la primera vez que te sucede algo así. Estaría bien analizar por qué crees que eres un hombre violento y sobre todo como fue que esa discusión terminó de la forma que comentas. La violencia puede ser un estilo de comunicación dentro de la pareja y en ese caso estaría bien que ambos consideraran ver que está pasando.
      Quizás se beneficien con una psicoterapia de pareja como paso previo y luego si crees que en general respondes en forma violenta en la comunicación puedes pedir ayuda profesional para tí. Suerte!

  4. Hola mi esposo me golpeo y me separe puse una denuncia, ahora estamos en juicio seguimos la relacion pero no vivimos juntos , aun seguimos peleando seguido pero ya no me ha golpeado ,,lo que sigue haciendo es humillarme y ofenderme eso no para, estoy harta de eso , cuando ya estamos calmados me dice que le otorgue el perdon que no lo meta a la carcel yo me siento muy culpable . yo se muy bien que el ha hecho con mi mente lo que ha querido lo he permitido , me siento mal

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s