Sin remedio : el síndrome de burnout

ManRay : mannequin

Los primeros estudios sobre el “burnout” datan de 1974 y fueron realizados por Freudenberger. En su corta vida este concepto ha hecho proliferar infinidad de trabajos, especialmente en el ámbito organizacional.

Algunos artículos realizados en la década de los 90 citan más de 2.500 referencias sobre “burnout”. Ello se debe a la importancia que merece el tema para el mundo empresarial, donde los costes debidos a este síndrome pueden suponerse elevados.-

La tesis actual sobre el tema toma curso a partir de los trabajos de Maslach y Jackson en 1981 y de la Conferencia Europea de Burnout de Helsinsky (1989).-

Para estos autores el burnout es : “ un síndrome tridimensional caracterizado por agotamiento emocional, despersonalización y reducida realización personal.”-

Agotamiento emocional: sentimientos de una persona emocionalmente exhausta por el trabajo

Despersonalización: respuesta emocional fría e impersonal hacia los que realizan las tareas profesionales.

Realización personal reducida: se refiere a sentimientos de escasa competencia y fracaso profesional. La persona posee una baja autoestima respecto de su trabajo.-

La importancia de los estudios de Maslach & Jackson radica en que por primera vez se trata de una valoración asentada en datos obtenidos empiricamente a través de sus estudios previos.-

Los signos y síntomas más frecuentes son:

Ansiedad 80,33%

Irritación 76,23%

Tristeza 75,41%

Inadecuación 73,77%

Impotencia 70,49%

Fatigabilidad 65,57%

Autodevaluación 64,75%

Dificultades en la concentración 62,30%

Depresión 60,66%

Frustración 56,56%

N 122

(Fuente: estudio Aveni y Albani 1992)

Las principales consecuencias psicológicas se refieren a un síndrome ansioso-depresivo, con propensión a los sentimientos de culpa y respuestas hostiles alimentadas por frecuente iiritabilidad y actitudes negativas hacia la vida.-

Diversos estudios han establecido un paralelismo entre los estados depresivos y la constelación sintomática del burnout. Avanzando en la idea, las consecuencias del síndrome parecen describir lo que Seligman determinó, muy acertadamente, como indefensión aprendida.

La indefensión tiene lugar cuando han fracasado todos los intentos por resolver la situación y el individuo se percata de que sus acciones no guardan ninguna relación previsible con los resultados obtenidos.

En ese momentose produce una reacción muy contrastada en la psicología comparada con animales, caracterizada por un estado de aislamiento e inmovilidad propios de la depresión.-

En el burn-out las consecuencias inmediatas se acercan a este perfil, mayormente definidas por conductas de abatimiento, apatía, dificultad de atención, distanciamiento social y frialdad en el trato, así como aplanamiento en las emociones.-

Muchos autores relacionan el cuadro de desgaste profesional como un trastorno depresivo asociado a stress crónico.-

Los efectos del burnout afectan no solo al individuo sino a toda la organización, básicamente en el trato a clientes y en la red de compañeros.

El afectado reacciona generalmente a través del absentismo laboral.-

¿Como solucionarlo?

No hay respuestas mágicas, las acciones preventivas parecen ser la opción a futuro; a través de programas de formación, de evaluación sistemática, de compatibilización de la vida labora con la familiar y de incentivos.

Habitualmente, el burnout se destapa en su máxima expresión cuando la baja laboral es incuestionable.

Una vez inmersos en el desgaste profesional las terapias deben dirigirse a las consecuencias inmediatas del cuadro. Por ese motivo un primer abordaje que incluya un recurso farmacológico que actúe sobre el síndrome depresivo-ansioso deberá ser valorado.

Posteriormente, es bueno el trabajo terapéutico dentro y fuera de la organización.

Cuando una baja se prolonga demasiado, la incorporación posterior suele ser más traumática si no se han trabajado:

a) las causas personales asociadas al proyecto y la identidad profesional

b) los cambios de gestión necesarios en la estructrura laboral.

Un índice alto de bajas es una señal clara de malestar en la organización y solo se resuleve a través de un diagnóstico correcto de las causas: gestión de información, redes, estructura de mandos, objetivos, movilidad, liderazgo, promociones, comunicación, empowerment etc..

La mayor parte de las intervenciones serán exitosas si se centran en una recuperación paulatina de la valía profesional, un cambio en la comunciación y el aprendizaje de técnicas de inoculación del stress.

En último término lo que se debe buscar es que la persona recupere la motivación y le encuentre sentido a su trabajo. Depende de la organización el adoptar mecanismos flexibles para aceptar que esta motivación puede ser distinta a la que la persona presentaba antes de la aparición del síndrome.-

Bibliografia:

Ausfelder:, T (2001)Mobbing, el acoso moral en el trabajo

Burchell B & alters: Job insecurity and work intensification (2002) london

Casas i Hilari, M: Cuando querer no es poder : el síndrome del burnout Cyclops 2002 Nº46

Correo: sobreviviendo_sigmund@yahoo.es

La atención a los cuidadores informales

cuidaores-informales

Un cuidador informal es toda persona que debe hacerse cargo de un familiar afectado por alguna enfermedad crónica o algún grado de dependencia.-

La esposa que cuida del marido, la madre que cuida de su hijo, la hija que cuida de su/s padre/s.

Este fenómeno se ha incrementado debido al aumento de la esperanza de vida que ha integrado al proceso de envejecimineto una gradual pérdida de autonomía, en algunos casos ligado a mayor dependencia para las actividades de la vida diaria. En otros se trata de mayor sobrevida a enfermedades crónicas o congénitas.-

Los interogantes más comunes son : ¿Por qué a mí? en el caso del paciente o ¿por qué he de hacerlo yo? ¿hasta cuando? ¿cómo?, en el caso del cuidador.-

En todo caso cuidador -cuidado forman una estructura con reglas propias ligadas generalmente a rutinas, hábitos, estilos de comunicación previos al cambio de situación y un sistema de creencias que sustenta qué se hace y por qué se hace.-

Desde el punto de vista del cuidador es básico formarlo respecto de :

  • aspectos clínicos de la enfermedad de su familiar: cuanto más sepa menor será su ansiedad frente a los cambios
  • aspectos legales. si caben
  • aspectos psicológicos: centrados en la idea de más y mejor calidad de vida para ambos miembros del tándem.-

En general se sostiene que se deviene cuidador de alguién, cuando ese alguien tiene un grado de dependencia tan grande que no es responsable de su persona y a veces ni de su propia vida.-

Todos los hijos saben que sus padres se harán mayores pero cuando esa situación irrumpe en su propia vida puede originar un conflicto porque buena parte de la vulnerabilidad del familiar cuidador tiene que ver con sentimientos de “lo debido”, “lo esperado”, influye de manera muy importante la manera como se han relacionado con este otro, que tipo de deudas, de asuntos pendientes existente entre ellos.-

En la adolescencia, tiempo de confrontaciones se abren aspectos de rebeldía que suelen desembocar en una confrontación y finalmente en pactos relativos a la emancipación.- Continuar leyendo “La atención a los cuidadores informales”

El golpeador: un perfil psicológico

 

Hasta hace no más de veinte años nadie consideraba que el maltrato a las mujeres dentro de las relaciones de pareja fuera un problema social.La policía no dejaba constancia en sus registros sobre este tipo de de denuncias.

Pero la psicología de las mujeres que se encuentran atrapadas en una red de violencia familiar ha sido abordada por varias líneas psicológicas y sociológicas. La investigación sobre la psicología del golpeador en cambio debe aún vencer resistencias.

Quizás se ha creido que estudiar este tema conduciria a justificar al menos en parte las consecuencias de estos actos y que en consecuencia afectaría indirectamente y en forma negativa el cambio cultural  imprescindible para lograr disminuir el maltrato de género.-

Hacia 1978 Donald Dutton comienza a trabajar en la sistematización de una teoría sobre la etiología de esta conducta,  sus estudios advierten acerca de que no existe una sola categoría sino que hay varios tipos .

Su interés se centró en el de los golpeadores cíclicos al que considera los más peligrosos y menos comprendidos. Su peligrosidad se debe al carácter privado y repetitivo de su accionar, actúan violentamente sin importar lo que haga su pareja, parecen tener una doble personalidad (una en público y otra en privado) incluso en su hogar experimentan cambios alternando la violencia con el arrepentimiento.-

Los agresores cíclicos/emocionalmente inestables constituyen alrededor del 30% de los golpeadores habituales.-

Lo que los caracteriza es que comenten actos de violencia en forma esporádica, suelen ser amistosos con los hombres y su ira se concentra en su pareja femenina.- En realidad,  la mujer se convierte en un pararrayos de todos los conflictos emocionales de su vida.-

La agresión puede ser desencadenada por cualquier acontecimiento: un paso real o imaginario hacia el abandono, un cambio de trabajo, incluso un embarazo. La causa más frecuente es un “abandono imaginario”.-

Además estos hombres solo son violentos DENTRO de la relación y el maltrato se repite cualquiera que sea la conducta de la mujer. Suelen presentar temor a la intimidad , tanto si se sienten abandonados como absorbidos. Viven en una montaña rusa emocional, experimentando una mezcla de ira y celos en forma cíclica.

Otros tipo de agresores:

1) Psicopáticos: Se trata de aquellos que satisfacen los criterios para “conducta antisocial”: personalidades con falta de reacción emocional y de conciencia moral que es aquella capacidad de castigarse a sí mismo por haber violado normas de conducta. Este perfil suele reconstruir el sentimiento de culpa atribuyéndosela a su víctima: ” le dije que no me hiciera enojar”, no sienten remordimientos. El síndrome psicopático incluye la incapacidad de imaginar el temor o el sufrimiento del otro. Otros signos importantes son las reacciones emocionales superficiales y los proyectos poco realistas sobre el futuro.

2) Agresores hipercontrolados: Estos hombres presentan una personalidad con rasgos obsesivos, un tanto desapegados de sus sentimientos y en los tests psicológicos muestran un perfil compatible con evitación y agresión pasiva. Son los que adoptan un discurso del tipo: “solo quiero trabajar, limpiar el auto, etc.. ” Su ira suele resultar de una acumulación de frustraciones ante acontecimientos externos de larga data. Son los que menos dan que hablar porque difieren del estereotipo del golpeador:

Podemos distinguir dos sub-tipos:

a) pasivo: aquel que se distancia de su esposa y cuyas discusiones suelen centrarse en cómo acercarse más emocionalmente. En terapia ambos son sumisos y se esfuerzan por complacer al terapeuta.-

b) activo: es el ” fan del control”, son minuciosos, perfeccionistas y dominantes.

En los test psicológicos que miden el maltrato a las mujeres los hipercontrolados obtienen puntajes muy altos en maltrato emocional (ataques verbales y supresión de apoyo emocional) Todas las formas de maltrato emocional se alimentan de técnicas comunicacionales de tipo coercitivo destinadas a buscar una relación de poder complementaria basada en la sumisión.-

Básicamente y en todos los casos se trata de una pobre constitución del YO, debido a trastornos en las identificaciones con las figuras de apego o experiencias traumáticas muy tempranas. También hablamos de pobre control de los impulsos.

La violencia se aprende y comienza en la familia de origen, cuando el niño es avergonzado y maltratado por su padre desarrollando un apego inseguro hacia su madre que a su vez puede ser maltratada con frecuencia. Sin embargo éste es solo uno de los factores en juego.

Resumiendo:

Podemos dividir a los golpeadores en tres grupos : cíclicos, psicopáticos e hipercontroladores. En el caso de los golpeadores cíclicos suelen pertenecer a la categoria diagnóstica border line o TLP (trastorno limite de la personalidad) : individuos proclives a establecer relaciones intensas e inestables caracterizadas por una actividad destinada a perjudicar y manipular al otro al tiempo que se depende afectivamente de él. Presentan además exigencias interminables unidas a abuso de sustancias e impulsividad.-

Bibliografía:

Dutto, Donald: El golpeador, un perfil psicológico

Erikson E : Adolescencia y sociedad

Freud S : Lo siniestro (obras completas)

un proyecto sobre preparación para la pre- jubilación.-

Foto tomada por la autora del post

De la vida activa a la jubilación:

Trabajaremos sobre varios tipos de casos:

1) Aquellos que desean arreglárselas solos

2) Los que inicialmente consideran a la jubilación como un merecido descanso para luego ver surgir los problemas

3) Los que ven con dificultad la transición pero luego se reorganizan en su nueva situación

4) Los que no tienen fuerzas ni para plantearse conflictos y se resignan permitiendo que todos y todo los agobie Dejan pasar sus días sin planes ni planificación y pasan mucho tiempo frente a la TV.-

El problema fundamental que se detecta con más frecuencia se relaciona con la pérdida de sentido: es duro no tener por qué levantarse. La jubilación aumenta la vulnerabilidad de aquellos que presentaban ya espacios débiles y debuta en aquellos que no han desarrollado habilidades para el cambio.-

¿Qué se supone que debe hacerse con toda esa energía todavía disponible? Se puede estar en principio abierto a cualquier posibilidad pero, ¿por donde empezar? ¿A quién comentárselo? los compañeros de trabajo no son los más adecuados, porque consideran al jubilado como un privilegiado.

Por una lado se tiene todo el tiempo libre; si se trata de llenar el tiempo la gente suele pensar que el jubilado en cuestión es alguien que simplemente no tienen intereses o hobbies con los que ocuparse, por lo que a menudo no resulta “permisible” comentar estos problemas a los demás.

El trabajo nos dá un status social, se nos mide por el trabajo y éste es un factor importante para la formación de la propia identidad del ser humano.-

Muy a menudo, el círculo de amigos provienen del mundo profesional y ocurre que al cesar la vida activa esos contactos se pierden.-

Otro tema que surje es el de las finanzas personales. Inevitablemente la jubilación, aún con un buen retiro plantea interrogantes: ¿ Podré controlar mi economía personal?

Una experiencia dinamarquesa de hace diez años, llevada a cabo por la organización Dane Age se centraba en preparar a los empleados de las empresas de más de 50 años y sus cónyuges para el momento del retiro.-

Los cursos eran residenciales, en grupos de 24 personas de uno a tres días de duración.

Cubrían los siguientes temas:

– planificación de la vida personal

-información social

– Leyes

– Información financiera

-Gerontología

– Enevejecimiento activo

En general, se trataba de abordar temas que tuvieran en cuenta la sistematización de aquellos aspectos del diario hacer relacionados con el status la imágen y la realización personal. Por otra parte se trabajaba sobre que significa hacerse “mayor” para aprender a prevenir y controlar los cambios que van apareciendo.

En cuanto al envejecimiento activo se trataba de “tomar conciencia” de la importancia de mantenerse en forma.

La evaluación luego de diez cursos fué altamente positiva.

Adherimos totalmente a estas líneas de trabajo que han seguido en desarrollo sobre todo en los países nórdicos.

No obstante debemos puntualizar que cada individuo tiene un bagage distinto y diferentes expectativas y que es ingenuo plantear cursos o programas standard que resuelvan todos los problemas que los prejubilados y los jubilados enfrentan.

Es ahí en donde la personalización a través de una evaluación de la historia personal y el trabajo desde la motivación intríseca: ¿cómo y por qué quiero seguir viviendo? ¿para qué o quién?. Es una visión humanísta y no mecanicista del problema.

Esta visión implica un trabajo intra-organizacional: seguros, grupos empresariales ligados a la salud, grandes corporaciones que prejubilan por fusión, organismos públicos, funcionarios ejército; todos suelen basarse en una educación de la eficiencia. Forman a su gente desde una perspectiva de la productividad y cuando esa misma gente es apartada d esu rol de trabajador se encuentra con serias dificultades de replanteo de su identidad.

Nos guste o no el trabajo es un dios para la mayoría de las personas en el primer mundo y el consumo como forma de ocio bloquea toda posibilidad de creatividad, habilidad ésta esencial para el coping con la nueva situación: jubilación.

Resumiendo:

Cada persona tiene un tiempo individual: físico, psicológico y funcional, un reloj interno, que comienza a funcionar desde temprana edad.

En este sentido trabajar las etapas previas, cuando todavía se está en actividad para analizar que habilidades que pueden desarrollarse, reformular objetivos, evaluar la experiencia como trabajador, estudiar la salud de nuestros vínculos afectivos (parejas, hijos, amigos), es prevención primaria .

No se trata de un lujo sino d euna necesidad, de cara a evitar la aparición de trastornos ligados a depresión, apatía, soledad, vulnerabilidad.-

Ocio y stress: como agua para chocolate

Desde el punto de vista  economista se considera al ocio como un bien de consumo de primera necesidad, equivale en realidad al tiempo libre, pero no son sinónimos.

A partir de los inicios del siglo XIX este tiempo libre aumenta progresivamente: así en EEUU la semana laboral pasó de 70 horas en 1860 a 37 en 1960 y en Francia en el mismo período de 85 a 48 horas.

En todos los países económicamente desarrollados ha tenido lugar esta reducción del tiempo de trabajo y por lo tanto  un  considerable aumento del tiempo libre, fenómeno en el que influyeron:

  • . menos horas diarias de trabajo (pero aumento de la rutina sedentaria y de las horas extarordinarias)

  • . disminución de los días de trabajo por semana

  • . menos semanas de trabajo al año
  • . menos años de trabajo

No entendemos al ocio solo como:

-un “trabajo no remunerado” (p.e. los pasatiempos o hobbys),
– o como una necesidad del sistema de producción (intervalo en el trabajo para poder conseguir mejores rendimientos)
– o como un bien abstracto de consumo que se elige en detrimento del aumento del nivel de vida.

Datos estadísticos de los últimos 150 años demuestran que las horas trabajadas se han reducido casi a la mitad, y  sin embargo la calidad de vida no ha crecido en forma proporcional. Los economistas se han planteado un posible ajuste de las decisiones de la iniciativa privada y los determinismos del mercado del ocio.


En esta postura, se equipara a ocio como una actividad improductiva.

Em cambio, consideramos que el paro o la jubilación pueden convertirse en una alternativa de ocio terapéutico que permita, quizás reconducir la actividad laboral al tener tiempo para explorar intereses y habilidades hasta ese momento no evaluadas.

Algunos como Caivano afirman que “el discurso seductor del tiempo libre es un espejismo interesado, una zanahoria ideológica para hacer salivar a algunos a costa de la destrucción de muchos… El tiempo libre es el tedio sin recursos, al que los ociosos llaman tiempo libre”. Aunque termina afirmando que la cuestión del tiempo libre es una de las cuestiones fundamentales del futuro,

Dumazedier (1988) después de realizar un extenso análisis de la evolución de la situación social desde 1806, afirma que a pesar del paro y agregaríamos de las jubilaciones anticipadas, sí es licito hablar de la “civilización del ocio”, desde el mismo momento que la cantidad de tiempo libre se ha visto aumentada y se ha hecho manifiesta para toda la sociedad.

Esto ha surgido como consecuencia del horario de 35 horas a la semana de trabajo, 5 semanas de vacaciones y retiro a los 60 años o antes.

La importancia de tener tiempo libre y ocuparlo en actividades que nos ayuden a crecer como personas, tiene un carácter preventivo de algunos de los males que aquejan a la sociedad: depresión, soledad, aislamiento, alcoholismo, drogadicción, enfermedades por sedentarismo, enfermedades crónicas, etc.

El uso inteligente del tiempo libre es una reivindicación de todas las clases sociales y de todos los grupos de edad o debiera serlo-

En esta línea Peralta (1990) afirma que liberar el tiempo y generar el espacio para que la recreación contribuya al perfeccionamiento del hombre, es un reto para éste, pero significa también un reclamo de la sociedad para que las estructuras productivas y de distribución del ingreso garanticen tiempo y recursos adicionales para el recreo del cuerpo, la mente y el espíritu y contemplen la salida del mercado laboral como un problema que origina síntomas en todas las áreas: físicos, psiquicos y sociales.-

La calidad de vida, aspecto  directamente relacionado con el tiempo libre (“La calidad de vida que experimenta una persona hoy en día, en nuestra sociedad, predominantemente urbana, está ligada al tiempo libre”), significa básicamente la sensación de libertad de selección y de motivación intrínseca.-

En cuanto a los aspectos del ocio que podemos abordar y en la misma línea de Wearing, Betsy y Stephen (1987), destacamos tres :

1. El tiempo libre (ocio como tiempo, Neumeyer,1944 y Neumeyer y Esther,1936)

2. El tipo de actividad (ocio como actividad; se estudian los distintos tipos de actividades)

3. La experiencia vivida (ocio como experiencia De Grazia, 1962, 1963; Neulinger, 1971, 1975).

Desde este punto de vista, el ocio se entiende como un comportamiento, algo que tiene lugar durante el tiempo libre y que no importa tanto lo que se haga sino el como se haga.

El ocio, independientemente de la actividad concreta de que se trate, es una forma de utilizar el tiempo libre mediante una ocupación libremente elegida y realizada cuyo mismo desarrollo resulta satisfactorio o placentero para el individuo (Trilla, 1989).

Para Sue (1982), el ocio es un fenómeno social, se ha convertido en una reivindicación fundamental. Esto es debido, según él, a tres factores:

1. a la utilización del tiempo de ocio que provoca una mayor demanda de ocio y al aumento del presupuesto económico para las diversiones de forma más rápida que la de otros gastos.

2. al  aumento de los salarios y del tiempo libre. En un sondeo realizado por Sofres en 1978, el 55% de los franceses activos prefería trabajar la mitad de tiempo a recibir el doble de salario. Actualmente, se debate una reducción de la semana laboral a cuatro días y una reducción del salario del 5% con el consiguiente aumento del tiempo libre y la disminución del paro.

3.a que ciertas actividades de esparcimiento desempeñan un papel social indispensable para la colectividad.

Hoy en día, el ocio es una industria organizada en la cual, la inversión y el negocio son sus ingredientes básicos. Esta concepción del ocio dictada por el simple valor del mercado, refleja el proceso mediante el cual, los valores cuantitativos reemplazan a los cualitativos. El ocio debe contribuir a desarrollar la imaginación creativa y la inteligencia crítica. Y debe cuestionar la importancia de estos valores mercantiles.

En un trabajo realizado por Martin y Mason (1987a) se calcula que el mercado del ocio en el Reino Unido era de 28 billones de libras en 1985.

Por su parte J. Kelly en un trabajo realizado en Estados Unidos concluye que los gastos realizados en ocio es del 6% de la renta de cada familia americana; afirma asimismo que los trabajadores pierden de vista la noción de creatividad del ocio, por considerarlos como un bien y un servicio para consumir. En un trabajo realizado por Meléndez (1986), éste afirma que los gastos asociados con el tiempo libre en los Estados Unidos ascendieron a 265 billones de dólares en 1982, lo que supone un gasto superior a la partida presupuestaria que el gobierno gastó en defensa

Las ideas sobre qué se entiende por ocio guarda una estrecha relación con el momento histórico, lo que le confiere un valor o “disvalor” en función de la consideración alcanzada en una clase dominante o un sector significativo de la sociedad. Haremos solo una referencia histórica:
La skholé griega

Etimológicamente skholé significa parar o cesar, con el sentido originario de estar desocupado y por tanto, disponer de tiempo para uno mismo (esto coincide con el significado literal de la expresión “tiempo libre”). La skholé no era sinónimo de no hacer nada, sino la posibilidad de gozar de un estado de paz y contemplación creadora (dedicada a la theoria, saber máximo entre los griegos) en que se sumía el espíritu.

La disposición de este tiempo fue posible gracias a la estratificación social de los helenos. Solamente unos pocos podían gozar de este tiempo, gracias precisamente a la esclavitud. Esto tiene como consecuencia más inmediata que si según la teoría griega sólo el hombre que posee ocio es libre, esto es posible porque sólo el hombre libre puede poseer ocio.

Debemos por tanto examinar en este punto las consideraciones de Sócrates, Platón y Aristóteles (Política, II, 1269a y VIII, 1338a; Etica, I.1095, y X, 1177).


El otium romano

En Roma encontramos una nueva acepción del concepto de ocio. Esta es introducida fundamentalmente por Cicerón quién sostenía que hay que alternar otium con el nec-otium . El trabajo no tiene una significación negativa. El ocio consiste en no trabajar, en un tiempo libre de trabajo, que se da después del trabajo y para volver a éste. El ocio tal como lo concibe Cicerón no es tiempo de ociosidad, sino de descanso y de recreo tanto como de meditación.

La novedad en la concepción romana del ocio consiste en la introducción del ocio de masas. Según expone en su trabajo Giangrande (1974, p. 48), “el ocio es sinónimo, para el gran público, de desocupación y de diversión más o menos impuesta por los cónsules o los emperadores para dominarlo mejor”. Está enfrentado, pues, el ocio de la elite social al ocio popular.

Pensemos en la importancia que tiene esta consideración por cuanto el concepto de otium, no así el de skholé, sigue vigente; se trata del ocio de aquellos que emplean el descanso o la diversión como un simple medio de evasión social o para trabajar mejor.

Conclusión:

El ocio deviene terapéutico en tanto es promoción de salud. Es imposible separarlo de la historia laboral e implica una gestión inteligente del tiempo libre que tome en cuenta:

  • Características del trabajador
  • Exigencias no laborales (cuidado de familiares)
  • Recursos personales (educación familia, apoyo social)
  • Nivel d eparticipación histórica en la toma de dcisiones
  • Condiciones históricas del empleo
  • Trabajo por turnos frente a horas hábiles
  • Acceso a instalaciones recreativas
  • Globalización : incremento de actividades, turismo de masas, etc..

Bibliografía:

Shepard, R, J(1992) “A critical analysis of work-site fitness programs and their postulated economic benefits”. en medicine and science in sport and exercise 24, 354-370

Tzetzis G & Costa G (1995) “The profile of the health fitness clubs costumers”. Proceedings of the 5th European Congress on Sport Management, Athens Greece, 214-230